Buscar este blog

domingo, 30 de julio de 2017

El salmón de cultivo - uno de los alimentos más tóxicos del mundo

Fuente Foto: Aqui
El documental de Nicolas Daniel "Fillet-Oh-Fish" tiene una mirada crítica a la industria pesquera, con imágenes exclusivas de piscifactorías y fábricas de todo el mundo. Muchos todavía tienen una visión bastante romántica de la pesca, pero, cuando se trata de la producción de alimentos a gran escala, la imagen es bastante sombría.
Ver Documental en este link:
Fillet-Oh-Fish
Las pesquerías actuales se enfrentan a una serie de graves problemas, desde la sobrepesca hasta la contaminación química y la mutación genética de las exposiciones tóxicas. Como señalan los productores de la película, "a través de la agricultura intensiva y la contaminación global, la carne de los peces que comemos se ha convertido en un mortal cóctel químico". [1]
A pesar de eso, el negocio de los peces está en auge, en parte debido a los esfuerzos por mantener el vientre sucio de las pesquerías modernas fuera de la vista pública.
La acuicultura se promueve como una solución sostenible a la sobrepesca. Pero en realidad, las granjas piscícolas realmente causan más problemas de los que resuelven. Hay realmente poca diferencia, en términos de contaminación ambiental, entre los parques de engorde basados en tierra y los basados en agua.
¿El salmón cultivado - uno de los alimentos más tóxicos del mundo?
La película comienza en Noruega, mirando los productos químicos utilizados en las granjas de peces. Kurt Oddekalv es un respetado activista medioambiental noruego, y cree que la cría de salmón es un desastre tanto para el medio ambiente como para la salud humana.
Debajo de las granjas de salmón que salpican los fiordos noruegos, hay una capa de residuos de unos 15 metros de altura, llena de bacterias, drogas y pesticidas. En resumen, todo el fondo marino ha sido destruido, y como las granjas se encuentran en aguas abiertas, la contaminación de estas granjas no está en modo alguno contenida.
Una granja de salmón puede contener más de 2 millones de salmones en una cantidad relativamente pequeña de espacio. Estas condiciones de hacinamiento resultan en una enfermedad que se propaga rápidamente entre el salmón estresado.
Según Oddekalv, los piojos del mar, la enfermedad del páncreas (PD) y el virus de la anemia infecciosa del salmón (ISA) se han extendido por toda Noruega, pero los consumidores no están informados de estas pandemias de pescado y la venta de estos peces enfermos continúa sin disminuir. [2]
Una serie de pesticidas peligrosos se utilizan en un esfuerzo para evitar las plagas que causan enfermedades, uno de los cuales se sabe que tiene efectos neurotóxicos. El pescado siempre ha sido considerado un alimento saludable, pero de acuerdo con Oddekalv, hoy en día el salmón de cultivo es uno de los alimentos más tóxicos en el mundo!
El investigador de toxicología Jerome Ruzzin ha confirmado las afirmaciones de Oddekalv. Ha probado una serie de diferentes grupos de alimentos vendidos en Noruega para las toxinas y, de hecho, el salmón de granja contiene la mayor cantidad de toxinas de todos ellos, y por un margen increíblemente grande.
En general, el salmón cultivado es cinco veces más tóxico que cualquier otro producto alimenticio probado. En los estudios de alimentación animal, los ratones alimentados con salmón cultivado crecieron obesos, con gruesas capas de grasa alrededor de sus órganos internos. También desarrollaron diabetes.
Ruzzin señala que una teoría que gana terreno es que el aumento de las tasas de obesidad está relacionada con el creciente número de toxinas y contaminantes a los que estamos expuestos a través de nuestro medio ambiente y alimentos. A la luz de sus propios estudios, Ruzzin ha dejado de comer salmón cultivado.
Mutaciones genéticas y otros hechos locos
Además de mantener las plagas como piojos del mar bajo control, los pesticidas utilizados también afectan el ADN del pez, causando mutaciones genéticas. En la película se muestran ejemplos perturbadores de bacalao deformado.
Lo que es aún más inquietante es que, según Oddekalv, alrededor del 50 por ciento del bacalao cultivado se deforma de esta manera, y el bacalao femenino que se escapa de las granjas se acopla con el bacalao silvestre, extendiendo las mutaciones y deformidades genéticas a la población silvestre.
Los salmones cultivados sufren mutaciones menos visibles pero igualmente perturbadoras. La carne del salmón cultivado es "frágil", y se deshace cuando se dobla - un rasgo muy anormal.
El contenido nutricional es también salvajemente anormal. El salmón salvaje contiene alrededor de 5 a 7 por ciento de grasa, mientras que la variedad cultivada puede contener entre 14,5 y 34 por ciento.
Muchas toxinas se acumulan más fácilmente en la grasa, lo que significa que incluso cuando se crían en condiciones similares contaminadas, el salmón cultivado contendrá más toxinas que las silvestres.
Sorprendentemente, la investigación revela que la fuente más importante de exposición tóxica no es realmente los pesticidas o los antibióticos, sino la alimentación de pellets seca! Los contaminantes que se encuentran en la alimentación de los peces incluyen dioxinas, PCB y una serie de diferentes fármacos y productos químicos.
¿Qué hace que el alimento de los peces sea tan tóxico?
Entonces, ¿qué hay de malo en la alimentación de los peces? ¿Por qué es tan tóxico? En una planta noruega de pellets de pescado, el ingrediente principal resulta ser la anguila, utilizada por su alto contenido de proteínas y grasas, y otros pescados grasos del Mar Báltico.
Ahí es donde comienza el problema, ya que el Báltico está altamente contaminado. Algunos de los peces utilizados tienen niveles tóxicos de contaminantes, que luego simplemente se incorporan en los pellets de alimentación.
En Suecia, los pescadores están ahora obligados a advertir a los clientes acerca de la posible toxicidad de los peces del Báltico. De acuerdo con las recomendaciones del gobierno, no debe comer pescado graso como el arenque más de una vez a la semana, y si está embarazada, los peces del Báltico deben evitarse por completo.
El activista de Greenpeace, Jan Isakson, revela algunas de las fuentes de toda esta contaminación. Justo en las afueras de Estocolmo, hay una enorme fábrica de papel en la ribera del Báltico que genera dioxinas tóxicas.
Otros nueve países industrializados que rodean el Mar Báltico también arrojan sus desechos tóxicos a este cuerpo cerrado de agua. Las dioxinas se unen a la grasa, por lo que el arenque, la anguila y el salmón son particularmente vulnerables y acaban acumulando cantidades mayores que otros peces.
Como resultado de ser considerados no aptos para el consumo humano, algunos de estos pescados grasos ahora se utilizan principalmente como alimento de los pescados. De esta manera, se permite que la toxicidad en el salmón cultivado se acumule aún más que en el medio silvestre.
Uno de los secretos mejor guardados y más peligrosos de la industria pesquera
Pero todavía hay otro problema, y ​​se deriva del proceso de fabricación de los pellets. Los pescados grasos primero se cocinan, dando por resultado dos productos separados: comida de la proteína y aceite. Mientras que el aceite tiene altos niveles de dioxinas y PCBs, el polvo de proteína se añade aún más a la toxicidad del producto final.
A la proteína en polvo, añaden un "antioxidante" llamado etoxiquina (Ethoxyquin). Según el cineasta, este es uno de los secretos mejor guardados de la industria de la alimentación de los peces. Etoxiquina fue desarrollado por Monsanto en la década de 1950 - como un pesticida. Su uso está estrictamente regulado, así que ¿por qué se está añadiendo a los pellets de pescado?
Hace un par de años, un laboratorio suizo de lucha contra el fraude se sorprendió al descubrir niveles extremadamente altos de etoxiquina en peces cultivados - unas 10 a 20 veces superiores a los 50 mcg por kilo permitidos en los alimentos en la Unión Europea, y ese descubrimiento comenzó a desentrañar el secreto. Ethoxyquin (etoxiquina) fue diseñado para su uso en frutas y verduras, pero la industria de la alimentación de peces descubrió otro uso novedoso para él: lo añaden a la alimentación para evitar que las grasas se oxidan y se vuelven rancias.
Sin embargo, los fabricantes de alimentos para peces nunca informaron a las autoridades sanitarias del uso del producto químico. Como resultado, la UE regula estrictamente los niveles de etoxiquina en frutas, verduras y carne - hay incluso estándares para canguros y reptiles - pero no para los peces que consumen las personas. Es más, los efectos de este producto químico en la salud humana nunca se han establecido.
El primer y único estudio realizado sobre la etoxiquina y la salud humana fue una tesis de Victoria Bohne, Ph.D. una investigadora formada en Noruega que hizo una serie de descubrimientos inquietantes, incluyendo el hecho de que la etoxiquina puede cruzar la barrera hematoencefálica, y puede tener efectos cancerígenos. Bohne, al igual que muchos otros investigadores que han hecho hallazgos impopulares, fue presionada para dejar su trabajo de investigación después de que se hicieron intentos de falsificar y minimizar sus hallazgos.
Otros han vinculado el uso secreto de la etoxiquina en la piscicultura noruega, y la falta de investigación científica sobre sus efectos, al ministro noruego de Pesca y Asuntos Costeros, Lisbeth Berg-Hansen, que también es un accionista mayoritario en un salmón comercial Granja, y ha ocupado muchos cargos de alto rango dentro de la industria pesquera.
El aumento de la explotación del Panga como pescado de consumo
En Francia, el consumo de pescado se ha más que duplicado en las últimas cinco décadas, superando ahora el consumo de carne y pollo. Para satisfacer la demanda, se está importando pescado de todo el mundo. Rara vez se encuentra un pescado capturado en la costa de Francia. Casi la mitad de todos los pescados vendidos en Francia se crían en granjas de peces. También se han introducido en el mercado especies menos conocidas y menos caras.
El Panga, que ahora es uno de los 10 peces más consumidos en Francia, era relativamente desconocido hace una década. Su bajo precio también ha convertido al Panga en un superventas del sistema escolar. Las preguntas que se hacen en la película son: ¿cómo pueden venderse estos peces cultivados a precios tan bajos y lo que es en realidad lo que hay en estos peces que los niños ahora están comiendo de manera regular?.
La investigación comienza en el sur de Vietnam, donde el Panga forma parte de la tradición culinaria. Sin embargo, detrás de esta imagen cultural, hay una realidad más inquietante. En los últimos 15 años, las exportaciones de Panga se han convertido en una importante fuente de ingresos para la región. De hecho, el 95 por ciento de la producción mundial de Panga proviene del sur de Vietnam, y este éxito ha resultado en una explotación tanto ambiental como humana.
Los Panga cultivados crecen dos veces a cuatro veces más rápido que los de la naturaleza, lo que les permite alcanzar el tamaño adulto en aproximadamente seis meses. Los peces son cosechados y procesados, lo que incluye lavar los filetes en grandes tinas llenas de agua y polifosfatos - aditivos químicos que facilitan la congelación.
El producto químico también permite que el pescado absorba el agua, que aumenta artificialmente su peso. Después de este proceso, los peces carecen de sabor y olor y tomará el sabor de cualquier especias que se añada a ella durante la cocción.
La contaminación ambiental plantea riesgos
Muchas granjas de Panga están plagadas de enfermedades, cortesía de las aguas contaminadas en las que se crían. El río Mekong, donde se encuentran granjas de Panga, es uno de los ríos más contaminados del mundo. En 2009, el Fondo Mundial para la Naturaleza colocó al Panga en su lista "roja" de productos que representan un peligro para la salud ambiental y humana.
Millones de hogares vietnamitas arrojan sus residuos directamente al río Mekong cada día. Los plaguicidas utilizados en el cultivo del arroz también migran a esta vía acuática. Las algas verdes y las bacterias liberan toxinas en el agua y reducen los niveles de oxígeno en el agua, lo que añade más estrés al sistema inmunológico del pez, haciéndolos más propensos a la enfermedad.
Para abordar la enfermedad, los agricultores agregan cantidades industriales de drogas a sus estanques de peces, incluyendo una amplia gama de antibióticos. El efecto secundario es la resistencia a los fármacos, que obliga a los agricultores a seguir aumentando las dosificaciones. Por supuesto, el (o la) Panga no es la única cosa afectada por esta estrategia. Los antibióticos se propagan a través de los sistemas fluviales, se absorben en los tejidos del pez y se excretan a través de las heces, lo que redistribuye las drogas en el medio ambiente - y a los que comen el pescado.
¿Está comiendo pescado o desechos de pescado?
Los pescados pueden ser uno de los alimentos más sanos que usted puede comer, pero en la era industrial, usted tiene que ser ultra cuidadoso sobre elegir el tipo derecho de pescados. Si necesita otra razón para evitar los alimentos procesados, ver esta película hasta el final, donde se describe cómo los desechos de pescado se ha convertido en un "producto altamente valorado" utilizado en los alimentos procesados. A menos de 15 centavos por kilo, estas cabezas de pescado y colas, y lo poco de carne que queda después de fileteado, es un verdadero rédito de la marca.
Prácticamente nada se va a perder más. Las pieles de pescado se reciclan para su uso en la industria cosmética. El resto de los desechos de pescado se lava y se muele en una pulpa, que luego se utiliza en comidas preparadas y alimentos para mascotas.
Dado que los fabricantes de alimentos no están obligados a decirle que sus productos contienen pulpa de pescado en lugar de carne de filete de pescado real, este producto ofrece un alto margen de beneficio para los fabricantes de alimentos. Un tipo: si la lista de ingredientes del producto incluye un pescado sin especificar si está hecho con filete de pescado, por lo general, se hace con pulpa de residuos de pescado.
El fraude de los pescados es también un lugar común. Las investigaciones han demostrado que 1 de cada 3 etiquetas de pescado son falsas o engañosas. Por lo general, un pescado de bajo costo es mal etiquetado como uno más caro. Algunos peces de granja también son pasados como salvajes. Dado que la rastreabilidad es más compleja en la industria alimentaria procesada, debido a la mezcla de ingredientes, ahí es donde se produce la mayoría del fraude de pescado. Es un poco más difícil pasar los filetes de pescado como otra especie, aunque eso también ocurre.
Mejores opciones de mariscos o pescados: salmón salvaje de Alaska, sardinas y anchoas
Ha quedado muy claro que las granjas de peces no son una solución viable a la sobrepesca. De cualquier manera, están empeorando las cosas, destruyendo el ecosistema marino de manera mucho más rápida... ¿Cuál es la respuesta? Desafortunadamente, la inmensa mayoría de los peces, incluso cuando son capturados en la naturaleza, están demasiado contaminados para comer con frecuencia. La mayoría de las principales vías fluviales del mundo están contaminadas con mercurio, metales pesados ​​y productos químicos como dioxinas, PCB y otros productos químicos agrícolas que terminan en el medio ambiente.
Esta es la razón por la cual, como regla general, ya no recomiendo obtener sus requisitos de omega-3 de los peces. Sin embargo, hago dos excepciones. Uno es el auténtico salmón cogido en su forma salvaje, el sockeye de Alaska; y sus beneficios nutricionales de los cuales creo que aún superan cualquier posible contaminación.
El riesgo de que el sockeye acumule altas cantidades de mercurio y otras toxinas se reduce debido a su corto ciclo de vida, que es de sólo unos tres años. Además, la bioacumulación de toxinas también se reduce por el hecho de que no se alimenta de otros peces ya contaminados.
El salmón de Alaska no se permite ser cultivado y es, por lo tanto, siempre cogido en su medio salvaje. Mi marca favorita es Vital Choice Wild Seafood y Organics, que ofrece una buena variedad de productos de salmón de alta calidad que prueban ser altos en grasas omega-3 y bajos en contaminantes. El salmón enlatado etiquetado "Salmón de Alaska" es una alternativa menos costosa a los filetes de salmón.
La segunda excepción son los peces más pequeños con ciclos de vida cortos, que también tienden a ser mejores alternativas en términos de contenido de grasa, como sardinas y anchoas, por lo que es una situación de ganar-ganar (win-win) menor riesgo de contaminación y mayor valor nutricional. Una pauta general es que cuanto más cerca de la parte inferior de la cadena alimenticia esté el pez, menos contaminación habrá acumulado. Sólo asegúrate de que no son del Mar Báltico.
Otras buenas opciones son el arenque y las huevas de pescado (caviar), que está lleno de importantes fosfolípidos que nutren las membranas mitocondriales.
Si no puede reproducir directamente Documental Fillet-Oh-Fish visita este enlace
Fuentes:
[1] Upside Distribution. (n.d.). Filet Oh! Fish – In the Troubled Waters of the Fish Industry. Retrieved from http://www.upsidedistribution.com/flyer/upside150_FiletOhFish_flyer.pdf
[2] Merck Animal Health. (2015). Pancreas Disease. Retrieved from http://aqua.merck-animal-health.com/diseases/pancreas-disease/ProductAdditional_127_113323.aspx
A quick note from our founder- 
Over the past year, my friend Dave at PaleoHacks has been working on a secret cookbook with world-renowned Le Cordon Bleu chef Peter Servold.
Well, today this new this new incredible Paleo Cookbook is finally available to be shipped right to your door for FREE
That’s right — as a special launch promotion, we’re offering our brand new Paleo fat loss cookbook to you for free (Chef Pete lost 60 lbs using these recipes!) — All you have to do is just cover a small shipping cost (international shipping is a bit more).
Get your FREE copy of Paleo Eats Here. (Grab this today, because we only ordered a small batch of these cookbooks for this freebie promotion, and they will sell out FAST!)
*Fuente: http://www.healthy-holistic-living.com/farmed-salmon-one-toxic-foods-world.html
Traducción: @vigilantecosta

sábado, 29 de julio de 2017

Video explica indicaciones del Ejecutivo que pretenden debilitar aplicación de caudal ecológico aprobado por la Cámara de Diputados

Ver video en: https://www.youtube.com/watch?v=prBJCP93yjk
En discusión de reforma al Código de Aguas en el Senado
Junto con las “aguas del minero”, el martes 1 de agosto se votará la norma  que exige  mantener un caudal  de agua mínimo para asegurar la preservación de los acuíferos y ecosistemas que sostienen las actividades de subsistencia y las economías asociadas a los ríos.
Con un video viral, la campaña ciudadana “¿De qué lado estarás tú?” inició esta semana una ofensiva para revertir los intentos del Ejecutivo de recortar en el Senado lo aprobado por la Cámara de Diputados en el contexto de la reforma al Código de Aguas, específicamente en lo relativo a caudal ecológico para los derechos ya otorgados. La votación en la Comisión de Recursos Hídricos de la Cámara Alta se realizará el martes 1 de agosto, a partir de las 10:30 horas, ocasión en que se también se zanjará la figura de las aguas del minero.
Bajo el título “Caudal ecológico para todos los ríos de Chile”, la pieza audiovisual alerta sobre la presión que gremios energéticos como la Asociación de Penqueñas y Mediana Centrales Hidroeléctricas (APEMEC) han realizado sobre  la administración de Michelle Bachelet, para  liberar plantas de hasta 20 megawatts de la obligación de cumplir con el caudal ecológico, incluso en áreas protegidas.  Esta excepción constituiría un factor de dumping ambiental que privilegiaría a empresas con capacidad de inversión de hasta unos de 60 millones de dólares, (es decir unos 40 mil millones de pesos),  permitiéndoles en los hechos  secar ríos y sacrificar cuencas en pos de grandes intereses económicos.
La reforma aprobada en la Cámara de Diputados también estableció que en el caso de los derechos ya otorgados, el caudal ecológico se aplicará con relación a las áreas silvestres protegidas (parques, reservas nacionales, reservas de región virgen), sitios prioritarios para la conservación de la biodiversidad, humedales incluidos en la Convención Ramsar y áreas amenazadas y degradadas. El gobierno, mediante indicación, intenta eliminar esta posibilidad en los sitios prioritarios para la conservación de la biodiversidad y las áreas amenazadas y degradadas.
La importancia del caudal ecológico es que permite asegurar la preservación de las cuencas hidrográficas y la integridad de los ecosistemas  que sostienen  todas las actividades  que requieren del agua, como la agricultura, la industria y las ciudades.
Ese día, además, se resolverá uno de los principales privilegios de la minería, las llamadas “aguas halladas” o "aguas del minero". En esta votación en particular se pondrá a prueba la independencia del senador DC Jorge Pizarro, quien será próximamente formalizado por recibir aportes ilegales de SQM, compañía minera que ha demostrado un particular interés en incidir en la regulación hídrica del país.
La Comisión de Recursos Hídricos del Senado está integrada, además de Pizarro, por Adriana Muñoz (PPD, quien la preside), Isabel Allende (PS), Víctor Pérez (UDI) y Francisco Chahuan (RN).

lunes, 24 de julio de 2017

Actriz Juanita Ringeling visitará junto a estudiantes chilenos y estadounidenses río Klamath donde se realizará la mayor remoción de represas de la historia

Juanita Ringeling Vicuña
Oregon, Estados Unidos
Actividad organizada por ONG ambiental internacional “Ríos to Rivers”.
Hasta la costa oeste de Estados Unidos se trasladará la delegación el 29 de julio, como parte de un trabajo de educación ambiental dirigido a jóvenes de ambos países, específicamente en torno a la importancia de los ríos en estado natural.
La agrupación “Ríos to Rivers”, preparando su expedición al Océano Pacífico en el río Klamath
La ONG internacional “Ríos to Rivers” anunció que el 29 de julio terminará la primera etapa de una nueva versión de su programa chileno/estadounidense de educación ambiental, con un descenso del río Klamath (Oregon/California, Estados Unidos).  Participarán en esta actividad dos grupos de jóvenes: uno proveniente de la región de Aysén (Patagonia chilena) y otro de pueblos nativos de ese territorio de Norte América, con el fin de aprender sobre la importancia de los ríos en estado natural (libres) y la exitosa ofensiva ciudadana que culminará con la remoción de cuatro represas de la zona baja de dicha cuenca.
Se sumará a esta gira la actriz y activista chilena Juanita Ringeling, quien se hará presente en las actividades de ese mismo día en California, estado en el cual desemboca el río Klamath.
El director de “Ríos to Rivers”, el kayakista estadounidense Weston Boyles -quien reside en Puerto Guadal, en la región de Aysén- comenta que “esta organización fue fundada para capacitar y educar a los jóvenes en el cuidado de los ríos, con el fin de proteger ecosistemas prístinos y aportar al resguardo de lugares degradados, tanto en la Patagonia como en EEUU”. Explicó que “el inicio de este programa se sustentó en el objetivo de proteger los ríos Baker y Pascua, en la Patagonia, ante su posible destrucción por represas hidroeléctricas”.
Los impulsores recordaron que esta es la segunda oportunidad en que se realiza un intercambio de este tipo en torno al cuidado de ríos en estado natural.
En 2013 fue la primera gira, cuando estudiantes chilenos y estadounidenses participaron en la realización de estudios de ecología de los ríos bajando por el Gran Cañón del Colorado, en EEUU, con el fin de conocer tanto las acciones de protección que se han impulsado en el área como el trágico destino de Glen Canyon, inundado por una mega represa en 1963. Hoy en la zona existen iniciativas que buscan remover dicha estructura.  
Posteriormente, un grupo de jóvenes de EEUU viajó al río Baker para aprender el valor de un ecosistema prístino y de ríos no intervenidos.
Al referirse a la importancia de aquella visita, el estudiante de Cochrane Danilo Cruces (20) aclaró: “Al ser joven pensé que mi opinión no era muy importante. Pero cuando aprendí y comprendí sobre estos temas, me di cuenta que tenía derecho a opinar y a actuar”.
Este enfoque de  protección alcanzó una amplia cobertura a nivel nacional, permitiendo difundir a nivel del público las amenazas que se ciernen sobre diversos cursos hídricos.
Liberando los ríos
“Elegimos el río Klamath como el lugar de este nuevo intercambio porque esta cuenca está experimentando una de las transformaciones más revolucionarias de la historia de Estados Unidos. Al 2020 está planificado desmantelar cuatro represas, siendo esta la remoción más grande jamás realizada” anuncia la ONG.
“Unir  estas dos comunidades tiene un valor especial: Por una parte pueden ver los costos y efectos devastadores de las grandes represas, pero también la importancia de seguir trabajando por proteger los ríos prístinos.  Nuestro objetivo es fomentar la discusión en torno a una pregunta central: ¿Por qué continuamos construyendo represas en un lado del mundo mientras que en el otro estas se están desmantelando?” plantean desde “Ríos to Rivers”.
En ambos casos los jóvenes participantes provienen de familias de bajos ingresos, compartiendo un vínculo común: el amor y el vínculo con poderosos ríos fluyendo por sus territorios. Los chilenos viven en un fuerte vínculo con el Baker, el río más caudaloso de Chile. Los estadounidenses provienen predominantemente de pueblos nativos, que han vivido en la cuenca del río Klamath desde hace milenios. “Estamos muy contentos de que ellos compartan sus historias entre sí y con el mundo” declaran en la organización.
El trabajo de terreno en el río Klamath tiene una duración de tres semanas, estando el grupo integrado por diez estudiantes de Chile y diez de la cuenca del río Klamath. Durante la primera semana se ha contemplado la visita a diversas represas en el Klamath y estudiar sus efectos aguas arriba. Las dos siguientes el programa incluye bajar en balsa y kayak más de 160 kilómetros, desde el Valle Seiad en California hasta el Océano Pacífico.
El día previo al arribo a la costa, se sumarán jóvenes de muchas otras tribus locales. La idea es conmemorar el 29 de julio el “Día de Celebración de los Jóvenes por los Ríos”, donde participará la actriz y activista Juanita Ringeling, quien ha apoyado campañas ambientales tanto en Chile como en EEUU, donde actualmente reside.
En febrero de 2018 se espera que los jóvenes de la cuenca del Klamath viajen a la Patagonia chilena para conocer un río inmaculado y sin represas como el Baker, el cual también recorrerán en balsa y kayak desde su origen hasta el mar. “Aprovecharemos el impacto de estos intercambios, compartiendo estas historias con audiencias latinoamericanas y del mundo a través de la prensa, una película y discusiones comunitarias” explican desde “Ríos to Rivers”.
Únete tú también a “Ríos to Rivers” y Juanita Ringeling el 29 de julio de 2017 en el pueblo de Klamath, en California, y súmate al “Día de Celebración de los Jóvenes por los Ríos”.

Contacto de prensa:
Konrad Fisher
konrad@klamathriver.org 
(+1 530) 921 9660
Otros enlaces: 
Documental sobre Ríos to Rivers en canal TVN (español)
Mas información sobre el descenso del río Klamath (inglés)

Ver: Press Advisory

sábado, 22 de julio de 2017

Multinacionales en Chile: El irresponsable silencio de los responsables

“En Chile todos los servicios básicos y los que concierne a la extracción de los recursos naturales están privatizados y entregados a los intereses y conformidades de las transnacionales y eso explica sin preámbulos porque estamos como estamos y devuelta hacia un subdesarrollo que creíamos superado” 
Nada puede ser más antichileno, cuando la ley, la forma y el protocolo de los servicios y la explotación de los recursos naturales, se deciden en Italia, España, Noruega, Canadá, Suiza, etc. Nada puede ser más irregular y fuera de orden, que cuando los directorios de estas empresas están compuestos por chilenos elegidos a dedo y no precisamente por sus profesiones, o porque representan los intereses de la ciudadanía y del gobierno y son elegidos simplemente por sus redes familiares y de amistad con el poder empresarial y político, de relaciones que son puestas al servicio de los intereses foráneos, para sacar la mejor tajada de un Chile que es de todos y no solo de algunos como muchos creen, aunque eso signifique traicionar a miles de compatriotas. Lo que podría denominarse, como “el irresponsable silencio de los responsables”.
Estos pormenores poco conocidos hasta ahora por la masa ciudadana que no tiene tiempo para preocuparse de estos temas, explican el porqué ningún senador o diputado, haya salido en defensa de los intereses de miles de ciudadanos que se quedaron sin energía domiciliaria por la ineficiencia de Enel Italia en el sector oriente de la Región Metropolitana; o de aquellos ciudadanos que en Chiloé vieron como las salmoneras contaminaban el mar; o de esos ciudadanos que soportaron los grandes incendios de las forestales, o de aquellos pobladores que hace décadas, soportan que las empresas mineras pasen a llevar sus derechos constitucionales contaminando sus territorios.
Uno de los grandes problemas del Modelo Neoliberal chileno (único en el mundo por lo demás) es que todo está en manos del mercado y de las transnacionales, haciendo en el territorio nacional, todo lo que no pueden hacer en sus países de origen y sacar jugosas ventajas comparativas a costillas de la sustentabilidad de nuestro querido Chile; en lo que se refiere a métodos y protocolos de explotación de los recursos naturales y servicios. Somos el único país del planeta que ha privatizado el agua dulce. Incluso las leyes están diseñadas para que estas mismas transnacionales puedan financiar gobiernos, diputados y senadores en sus campañas políticas por medio de los “aportes reservados” que todos sabemos que de reservados tienen bien poco y todo para que legislen y hagan la vista gorda de una serie de irregularidades, en beneficios de sus intereses comerciales.
Por segunda vez en el año, Santiago, vivió en carne propia lo que es estar bajo la jurisdicción de una transnacional sin ética y sin moral (antes con aguas andinas y ahora con ENEL) que lo único que le interesa es invertir poco y ganar mucho, para obtener la mayor rentabilidad posible, operando sin preocupación social alguna y sin importarle las consecuencias que su proceder afecte a miles de chilenos. Esta dura realidad que muchos santiaguinos la están empezando a vivir en carne propia por primera vez, es lo que viven a diario las regiones, que sufren el escarnio de las Forestales, Salmoneras y de la empresas mineras. Que tal como sucedió en el barrio alto santiaguino (por la gran nevazón) destruyen a diario la calidad de vida de cientos de ciudadanos, que ven deslegitimada su proyección de vida y de desarrollo por las malas prácticas de estas empresas.
Las leyes relacionadas con los servicios de primera necesidad y explotación de recursos naturales, han sido diseñadas para favorecer a las transnacionales y nada para garantizar los derechos de los chilenos. Estas empresas para favorecer sus intereses, pagan suculentos sueldos a los miembros designados de los directorios y políticos en general, para garantizar la inamovilidad y la falta de fiscalización. Somos un país con escasos recursos para financiar procesos de producción y solventar la infraestructura de los servicios básicos y su operación y se puede entender que la privatización es una necesidad y una norma determinada por la globalización. Pero es indudable que los organismos competentes del estado deben fiscalizar acuciosamente la operación de estas empresas, para que no abusen de su poder y que con el tiempo no terminen coartando la proyección de desarrollo del país, por permitirles apoderarse de nuestros servicios básicos y la explotación de nuestra riqueza natural, sin las mínimas normas del sentido común, destruyendo nuestra calidad de vida y contaminando nuestros territorios.
Las transnacionales carecen de responsabilidad social y poco les importa nuestra sustentabilidad y proyección de futuro; es un dato de la causa, pero no por ello debemos aceptarlo. El seudo modelo de desarrollo ha proyectado un Estado prácticamente inexistente en temas de fiscalización y no cumple con las labores mínimas y no obliga a las transnacionales a vincularse con los procesos sociales, transformando a la ciudadanía en un ente que se estruja por todos los medios posibles, sin hacer las innovaciones productivas y tecnológicas que deben, para mejorar la competitividad de los procesos de producción, a establecer condiciones laborales positivas, proyectar el entorno con sentido social, gestionar sustentablemente los territorios y comprometerse con el entorno, cultural, medioambiental y laboral del país.
El concepto de responsabilidad social de una empresa sea cual sea su giro y origen, debe ser innegociable en un país que se respete a si mismo, exigiendo respeto por las regulaciones y no permitir el abuso. Deben respetar los acuerdos sobre prevención, no estimular la corrupción como suele suceder con las transnacionales, respetar los derechos humanos de sus trabajadores y de sus clientes en materia de servicios. Garantizar el cumplimiento de las regulaciones con los subcontratistas, socios comerciales y proveedores en general, con quien establezcan relaciones laborales y comerciales. Las multas por los malos manejos y toma de decisiones inadecuadas en contra de las comunidades y del medio ambiente, deben ser ejemplarizadoras y en los casos que sea necesario, que los responsables paguen con cárcel efectiva.
Un ejemplo del abuso lo encontramos a diario en regiones. La transnacional Marine Harvest, empresa salmonera de origen Noruego, que tiene todo el sur austral contaminado y responsable de la catástrofe ambiental del mar chilote; en Noruega está sujeta a una regulación estricta. Las concesiones en ese país se renuevan cada seis meses y si no cumplen con los procesos de carga, manejo ambiental y no hacen un uso responsable de los antibióticos, pierden los permisos, les cierran los cultivos y las multas son millonarias y los responsables paguen con cárcel y están obligados a pagar sueldos éticos a sus trabajadores. En Chile las concesiones son perpetuas, no tienen exigencia alguna y no se las fiscaliza como corresponde.
Los sucesos ocurridos en Aysén en la comuna de Chile Chico en la Mina de oro Delia II, de propiedad de la Minera Cerro Bayo (canadiense) que le costó la vida a dos trabajadores, pudo haberse evitado si se hubiera fiscalizado como corresponde. Operó por décadas sin respetar el medio ambiente y la seguridad de sus trabajadores y ningún organismo competente como Sernageomin, diputado, senador, alcalde, Gobernador o Intendente de Aysén fiscalizo. Por esta negligencia murieron dos trabajadores y pudieron haber sido muchos más. Si el accidente hubiese ocurrido en un día laboral y no en un fin de semana.
Cualquier país con sentido común, que respete su proyección de futuro, en lo que se refiere a los recursos estratégicos como el agua, la energía y todo lo relacionado con las riquezas naturales, deben tener estos intereses bajo la atenta fiscalización del Estado. En Chile todos los servicios básicos y los que concierne a la extracción de los recursos naturales están privatizados y entregados a los intereses y conformidades de las transnacionales y eso explica sin preámbulos porque estamos como estamos y devuelta hacia un subdesarrollo que creíamos superado.

lunes, 17 de julio de 2017

Mar Muerto, En su tercera presentación itinerante, entrega su mensaje

Comunicaciones | @vigilantecosta
Luego de Cobquecura y Pelluhue, respectivamente la exposición “Mar Muerto, Una Mirada para No Olvidar” del fotográfo y activista ambiental, Daniel Casado Bissone, en su tercera instalción, se presentó en el Teatro Municipal en el marco del aniversario de la hermosa comuna de Chanco. Zona Típica y parte activa, junto a Pelluhue, de la primera Zona de Interés Turístico (ZOIT) de la región del Maule.
En esta oportunidad conversamos con el Director de ONG Vigilante Costero, Rodrigo de la O, quién es parte de la organización de esta actividad y quién nos puede dar luces de cuál ha sido el balance y objetivos de la muestra.
¿Cómo nace la exposición Mar Muerto, Una Mirada para no olvidar?
  • Fue una invitación que nos hizo su autor, Daniel Casado, un amigo fotógrafo que se ha dedicado a registrar de manera crítica situaciones o eventos relacionados con procesos que impacten, dañen o contaminen nuestro medio ambiente. Nosotros recogimos ese llamado, esa invitación y junto al movimiento local Todos Somos Cobquecura, montamos esta exposición para informar abiertamente de lo que ha sucedido más al sur con empresas salmoneras y el impacto que ha ocasionado esa industria a las comunidades locales.
¿De qué se trata la muestra, a que debe su nombre?
  • Esta exposición cuenta de 15 imágenes de amplio formato que registró Daniel en el denominado Mayo Chilote. Evento sin precedentes que ocurrió en mayo del año pasado y que produjo un gran malestar social en la Isla de Chiloé y el archipiélago Patagonia debido a un bloom de algas o FAN (Florecimiento de Algas Nocivas) que produjo una alta mortandad de salmones y fauna marina lo que derivó en un vertimiento de miles de toneladas de salmones muertos (los que no pudieron ser procesados) en el océano. Está exposición retrata esa historia y el nombre apunta a la necesidad de que no olvidemos este tipo de desastres, ni tampoco el papel que juega la industria pesquera de alta intensidad en ello.
¿Cómo es la situación actual. A un año del denominado Mayo Chilote?
  • Existe un conflicto evidente cuando se proyecta un puente en el Canal Chacao de 700 millones de dólares y la conectividad interna es pésima. No se pone en valor la condición de isleños y un puente de esa envergadura no se sabe a ciencia cierta para quién es o quién es el que realmente se beneficia de él. Hasta el día de hoy el sector aún está muy deprimido y las demandas ciudadanas buscan como primera medida reconocer que la actual ley de pesca debe ser revisada e, incluso, anulada debido a las evidencias de corrupción existentes en su tramitación. En ese sentido, surgen otros llamados como la necesidad de crear un Ministerio del Mar, terminar con la pesca de arrastre y la pesca ilegal; como así también, la necesidad de respetar y fomentar la pesca artesanal y los caladeros históricos. Hay que proteger la tradición y cultura de nuestras regiones. El respeto es esencial y es lo primero que desde hace muchos años ha faltado.
¿Cuál es el mensaje que se busca transmitir esta exposición Mar Muerto?
  • La idea surge de la necesidad de poder mantener el contacto con los amigos y amigas de Chiloé. Entender que los impactos o daños a nuestro medio ambiente, sin importar de donde seamos, son también nuestros problemas y nada tiene que ver la distancia para que no lo sean o dejen de serlo. “Vivimos en el mismo barrio”, más allá de donde seamos. Eso es muy importante y conocer otras realidades nos permiten aprender de esas experiencias y evitar que se siga repitiendo es nuestro derecho y deber. Esta exposición es para eso, para no olvidar lo que ha pasado y entender que existe una amenaza para la zona costera centro sur del país en donde una industria altamente cuestionada quiere imponer su negocio. Es fundamental, a través de actividades de distinto tipo mantener vivo el movimiento de defensa ciudadano, obligado, por cierto, a activarse y organizarse para que se les respete y no se los pase a llevar. Este tipo de eventos que combinan arte, cultura, educación y denuncia permite precisamente informar a nuestras comunidades y debatir respecto de la visión local del territorio y su futuro. No podemos quedarnos inmóviles cuando empresas privadas pretenden invertir en nuestras aguas, llevarse cuantiosas ganancias y dejar sus pasivos ambientales en un ambiente que no los necesita y que va en contra de los lineamientos o proyectos locales.
¿Qué es lo que se pretende o proyecta en la zona. Puedes describirlo brevemente?
  • Producto de la incapacidad de regenerarse de manera natural muchas concesiones marítimas para el cultivo de los salmones no pueden ser usadas en el sur. El ecosistema no da, se encuentra saturado y, más allá de la vigencia de las concesiones las empresas se ven obligadas a buscar aguas adecuadas. Esto ha derivado en que muchas concesiones no se usen y, eventualmente, son dadas de baja. Es ahí donde la industria busca nuevos espacios para su expansión y la zona del mar de Ñuble es la punta de lanza con cerca de una decena de proyectos de balsas jaula para el cultivo de salmones, cojinoba y choritos. Lo curioso es que la empresa (Pelicano) presenta los proyectos seccionados evitando un solo Estudio y presenta Declaraciones de impacto ambiental de manera independiente lo que es un claro resquicio que les permite el sistema.
¿En qué sentido es un resquicio legal la presentación de estos proyectos?
  • La posibilidad de que se pueda seccionar la presentación de un proyecto por parte de una empresa no es nuevo. Es decir, es legal, y claramente es una forma que tiene la empresa de evitar costos mayores asociados a un EIA y presentar DIAs por cada centro de cultivo es la manera más fácil de ir sorteando los obstáculos que pueda tener.  En este caso en vez de presentar un solo proyecto se presentan 11 de manera individual. No importa que sea una misma empresa, se ubiquen en el mismo espacio contiguo unos de otros lo que obviamente aumenta el impacto. Al presentarlo individualmente se estima que el impacto solo será para el área del proyecto lo cual es absurdo y un insulto a la inteligencia.
¿En que está o están estos proyectos actualmente. Cuando se decide definitivamente si se hacen o no?
  • Actualmente la empresa pidió un año de plazo, desde septiembre de 2016, para dar respuesta a cerca de 3000 observaciones que diversas personas naturales y jurídicas le hicimos al proyecto. En ese contexto, existe plazo hasta septiembre-octubre de este año para tener una respuesta al respecto de la empresa. Por nuestra parte, esperamos que prime el sentido común y se privilegie el estado actual del territorio y las posibilidades que posee sin afectar la calidad de las aguas o medio ambiente actual que es uno de los atributos más valioso de nuestra zona que no podemos afectar de ninguna manera.
Para finalizar. ¿En que otros lugares se expondrá exposición y que mensaje puede entregar?
  • Desde un comienzo la idea fue que la exposición fuera itinerante para llegar al mayor cantidad de personas, precisamente, para poder entregar un mensaje de información eficiente, que las comunidades y vecinos puedan tener una opinión al respecto. Creemos que es vital entregar un mensaje claro, a tiempo y que podamos debatir respecto de la visión local que tenemos. Esperamos poder tener nuevos lugares y seguir informando abierta y transparentemente respecto de este tipo de proyectos que buscan, por imposición, instalar un modelo de negocio privado que pone en riesgo las cualidades e infraestructura social del territorio.
Notas Relacionadas: